Alertaron a la colectividad de la situación por la cual atraviesan las empresas del sector automotriz, así como los trabajadores de esta área.

Los sindicatos de las empresas Toyota, Mamidel, Enveta y Esposito se unieron para denunciar que el sector automotriz está atravesando por dificultades para llevar a cabo su producción, ante la falta de divisas para que los empresarios adquieran los materiales que son importados.

Los secretarios generales de los sindicatos de las empresas mencionadas, Richard Guevara (de Toyota), Daniel Fuentes (Mamidel), Jesús Ballenilla (Enveta) y José Maestre (Esposito), acudieron a este Diario en compañía de otros trabajadores para alertar que el sector automotriz está en riesgo y por ende la estabilidad laboral de los trabajadores de estas cuatro empresas que hacen vida en Cumaná.

Manifestaron que en el caso de Toyota, “tiene la urgencia necesaria de las divisas porque la tardanza en la llegada de los materiales de ensamblajes importados (CKD) rompe en primer lugar con el cronograma establecido en la producción y en segundo lugar el agotamiento en los almacenamientos de materiales afectaría la producción de ensamblaje de vehículos”.

Mientras que en el caso de las empresas de autopartes nacionales, Mamidel y Manufacturas Enveta y Esposito sufrirían las consecuencias a la hora de elaborar su producción, lo que conllevaría a la escasez de las partes y a la inestabilidad laboral de sus trabajadores, porque “darían carácter crítico y eso afectaría los convenios colectivos”.

Alertaron a la colectividad de la situación por la cual atraviesan las empresas del sector automotriz, así como los trabajadores de esta área. Dijo que defenderán su estabilidad laboral y económica. Anunció una asamblea para los próximos días, así como el posible apoyo de una federación o confederación.

Fuente: Diario Región (14/07/2010).