Para mejorar el medio ambiente de la ciudad de Estocolmo, en Suecia, Scania inició pruebas operativas a gran escala con seis ómnibus híbridos que funcionan a etanol.

La tecnología híbrida conseguirá una espectacular reducción del consumo en un 25%. A su vez, el uso del etanol reducirá las emisiones netas de dióxido de carbono (CO2) hasta en un 90%.

Fuente: Clarín (18/06/09)