El Gobierno anunciaría el próximo jueves el fideicomiso para impulsar la inversión en la Industria automotriz, que se iba a realizar ayer, destinado a General Motors, con un fondeo que rondaría los $300 millones.

La estructura del fideicomiso estará bajo la órbita del Banco Nación y tendrá fondeo de la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES) y constituye el primer paso de una serie de aportes a la industria automotriz que se extenderá a otras terminales.

La iniciativa se había comenzado a estudiar en abril pasado y busca, junto con la concreción de inversiones productivas, el sostenimiento de los acuerdos comerciales con Brasil. Se quiere, también, contener a las autopartistas (en su mayoría pymes) y evitar el terror social que provocan los despidos masivos. Es que en el Gobierno reconocen que los recuerdos de diciembre del 2001 están todavía demasiado frescos y no están dispuestos a permitir que se produzcan despidos masivos.

En el caso de la filial local de General Motors, la plantilla laboral suma 2.200 nombres. La planta está ubicada en Alvear, unos 15 kilómetros al sur de Rosario.

Fuente: BAE (29/05/09)