Negociaciones de Smata con General Motors y Toyota: Trasladan a julio la discusión por la suba de sueldos de convenio; diálogo en el sector metalúrgico.


El gremio de trabajadores de la industria automotriz se va sumando a la práctica de firmar acuerdos por pagos temporales de montos fijos, trasladando para más adelante la negociación por un incremento porcentual de los salarios de convenio. Ayer, el Sindicato de Mecánicos y Afines (Smata) llegó a un acuerdo con General Motors y Toyota.

Según dijo a LA NACION el secretario gremial del sindicato, Ricardo Pignanelli, se acordó el pago a cada trabajador de una suma de $ 1200, que se completará en junio. En julio, en tanto, comenzarán las negociaciones por un alza de los ingresos de convenio. El dirigente dijo que se está cerca de firmar acuerdos similares con otras terminales automotrices. Y recordó que después de esas negociaciones continuará la de la industria autopartista.

También la negociación entre la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y la entidad empresarial Adimra pasó a un cuarto intermedio. Las partes se volverán a encontrar en la cartera laboral el miércoles próximo, luego de que ayer el sindicato que conduce Antonio Caló pidiera un aumento salarial del 22%, según confirmó el secretario de Prensa del gremio, Abel Furlán.

Ahora, la asociación que agrupa a los empleadores hará las consultas a las empresas para dar una respuesta. Pero el gremio ya habló ayer de una alternativa: llevar la negociación a septiembre, a cambio de recibir ahora una suma de $ 2000, distribuidos en cinco meses.

Fuente: La Nación (30/04/09)