En Brasil, las montadoras de autos retoman los niveles de producción que tenían previo al comienzo de la crisis. Análisis de Pricewaterhouse Coopers

Como consecuencia, el empleo sube y se estima que en marzo la producción industrial brasileña podría registrar crecimiento, lo que constituye una buena noticia para Uruguay.

Virginia Rugilo – ¿Qué podemos ampliar de estos datos?

Mercedes Comas – A poco más de seis meses, después del agravamiento de la crisis que derrumbó la ventas de autos en Brasil, los empleados de la automotrices brasileñas están comenzando a hacer horas extras para atender la mayor demanda de autos, que fue impulsada por la reducción del impuesto sobre los productos industrializados. Medida que implementó el gobierno para enfrentar la crisis.

Entre enero y marzo, la industria automovilística registró un fuerte crecimiento en, por lo menos, dos empresas importantes de Brasil y el ritmo de producción ya iguala el que se tenía previo a la crisis.

VR – Esto porque se venden más autos….

MC – Así es. El mes pasado el sector automovilístico brasileño registró el mejor resultado de ventas para marzo. Fueron más de 270.000 vehículos vendidos, esto es, un 17% más respecto a marzo de 2008.

Este constituye un síntoma de mejoría en la industria, que se complementa también con datos más favorables que se conocieron en materia de empleo.

VR – ¿Qué cifras podemos destacar?

MC – El nivel de empleo en la industria de San Pablo -donde se localiza el motor industrial de Brasil- creció 0,3% en marzo respecto a febrero, lo que determinó un aumento de 7.500 puestos de trabajo.

Los sectores que generaron empleo el pasado mes fueron los de producción de carbón que tiene uso industrial, de derivados de petróleo y de biocombustibles, todos insumos industriales. A estos se suma el sector de producción de alimentos.

Estos cambios llevan a pensar que el período más crítico en reducción del empleo ya pasó y que se estaría en una fase que tiende a la estabilidad en los niveles globales de empleo.

VR – Datos favorables entonces para la industria y el empleo…

MC – Así es. Por todos estos datos que comentábamos, los referidos al repunte de la industria automotriz -de gran peso dentro del sector industrial brasileño- y los datos del empleo, es que se estima que la producción industrial en San Pablo registre un crecimiento de 6% en marzo respecto a febrero, lo que constituiría el primer aumento en varios meses.

Y este constituye un dato muy importante, porque está señalando que vuelve a crecer el consumo en Brasil en bienes durables, como son los automóviles.
Industria que venía siendo de las más castigadas por la crisis.

Estos datos son favorables para Uruguay porque de la recuperación económica de Brasil depende en buena parte de las exportaciones uruguayas, que tienen a este país como el principal destino de ventas. En particular, constituye un dato favorable para la industria de autopartes de Uruguay, que se orienta básicamente al mercado regional.

Fuente: El espectador (Uruguay) (15/04/09)