Cae 20% por el plan oficial de los 0 km

Las compras de vehículos usados cayeron un 30% en diciembre, comparadas con igual mes de 2007, y ya acumulan un descenso del 20% en enero frente al mismo período del año pasado. Concesionarios y gerentes comerciales del sector justificaron esa baja con el leve incremento de ventas de automóviles cero kilómetro. Según pudo saber Crítica de la Argentina, la puesta en marcha del plan oficial de financiamiento de autos nuevos y las bonificaciones especiales que las terminales ofrecen desde diciembre inhibieron la comercialización de unidades viejas. Alberto Príncipe, presidente de la Cámara de Comercio Automotor (CCA), le envió una carta a la ministra de Producción, Débora Giorgi, para que auxilie al sector con fondos de la ANSES.

El exceso de stock en las plantas automotrices y en la mayoría de las concesionarias del país obligó al mercado a reducir el precio de los autos nuevos, tendencia que luego se trasladó a los usados. “Los valores de los usados cayeron entre un 15% y un 20%. La gente todavía no tomó conciencia de que los precios se depreciaron y no quiere vender. Temen malvender sus autos”, dijo a este diario Daniel Santín, gerente general de Mainar, concesionaria oficial de Volkswagen.

Según Príncipe, el mercado del usado está tranquilo. “El plan oficial contribuyó a que la gente comprara autos nuevos y dejara de lado las ofertas de los viejos. El año pasado, los fabricantes tardaban 90 días en entregar un cero kilómetro, entonces la gente se inclinaba más por uno usado. Sin embargo, la crisis hizo caer las ventas y generó stock en las concesionarias, que bajaron los precios y empezaron a vender vehículos que se entregan en forma inmediata”, explicó el presidente de la CCA, entidad que le pidió ayuda al Gobierno para motorizar las ventas.

Para Príncipe, en el Gobierno van a tener en cuenta la solicitud del sector “porque tienen que pensar en la gente de bajos recursos” que no puede acceder al financiamiento de unidades cero kilómetro. “Pedimos que liciten dinero de la ANSES, tal como lo hicieron para apoyar las ventas de autos nuevos con la ayuda de algunos bancos. En la carta no establecimos ningún monto, eso lo dejamos a criterio del Estado”, concluyó.

Fuente: Crítica (29/01/09)